El Gobierno central destinará más de medio millón de euros a la construcción de cinco depuradoras en la Serranía

El Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente ha iniciado los trámites para la licitación  de la redacción de los proyectos de saneamiento y depuración de los municipios de la cuenca del río Guadiaro, en la provincia de Málaga, por un importe de 607.115 euros.

Los trabajos a ejecutar, que permitirán corregir las deficiencias de depuración detectadas y que se han publicado en el Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE), consisten en la construcción de cinco Estaciones Depuradoras de Aguas Residuales (EDAR) y las conducciones necesarias para unir el punto de vertido actual con las nuevas infraestructuras.

En concreto, las nuevas depuradoras se instalarán en las localidades de Arriate (para dar servicio al municipio) y Jimera de Líbar, para atender las necesidades de depuración de las diferentes pedanías del municipio. En Cortes de la Frontera se construirán dos depuradoras: la primera para tratar las aguas residuales de Cortes de la Frontera, Cañada del Real Tesoro y Las Vegas; y la segunda, para atender al núcelo de El Comenar. Por último se ejecutará una quinta EDAR que prestará servicio a los municipios de Benaoján y Montejaque.

Los trabajos están incluidos en el Protocolo suscrito entre el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente y la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía por el que se definen las actuaciones a acometer por ambas administración para asegurar el cumplimiento de la citada Directiva.

Se trata de una actuación declarada de Interés General del Estado en la Ley 10/2001, de 5 de julio, del Plan Hidrológico Nacional. La actuaciones a ejecutar estarán cofinanciadas por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Fondos FEDER).

PLAN CRECE

Este proyecto se enmarca, además, en el Plan de Medidas para el Crecimiento, la Competitividad y la Eficiencia (Plan CRECE) que está ejecutando el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente para mejorar la calidad de las aguas que llegan a los ríos.

Este Plan prevé unas inversiones en materia de depuración de 1.200 millones de euros para la puesta en marcha de una serie de trabajos, financiados con Fondos Europeos, destinados a conseguir que todos los municipios depuren adecuadamente sus aguas residuales, conforme a la Directiva Marco del Agua, ya que un agua mejor depurada incide directamente en el bienestar de los ciudadanos y porque una depuración adecuada es vital para el mantenimiento de los ecosistemas.