El Ronda no logra vencer en la última jornada y certifica su descenso a la primera división andaluza

No pudo ser. El Ronda no logró la victoria en la última jornada de liga y ha consumado su descenso a la primera división andaluza cerrando una atípica y estrambótica temporada marcada por los obstáculos que han tenido que superar los integrantes del equipo rondeño.

Muy meritoria ha sido la última parte de la campaña realizada por los jugadores y cuerpo técnico que hasta el último momento han luchado por conseguir mantener la categoría. 4-1 perdían ayer los rondeños frente al Estudiantes de Almería en un partido que se puso cuesta arriba muy pronto ya que en el minuto seis los de Miguel Ángel Morales ya iban por detrás en el marcador. De nuevo el fútbol volvió a ser injusto con los rondeños que dispusieron de hasta 8 ocasiones clarísimas de gol que no pudieron materializar, además de tres disparos que se toparon con los palos de la portería rival.

Por tanto, el conjunto decano de la provincia de Málaga hace efectivo el segundo descenso consecutivo que lleva al Ronda a una situación insólita que se resolverá en los próximos días. De momento, solo el míster cordobés, Miguel Ángel Morales, ha mostrado su tristeza a través de las redes sociales y con un tono que suena a despedida ha pedido perdón a la afición rondeña por el descenso y ha mostrado su admiración y orgullo por los futbolístas que “se han dejado la piel en el campo hasta el último momento”, ha dicho el entrenador.